Sólo Quiero Saber Algunas Cosas…


No me interesa saber cómo te ganas la vida. Quiero saber lo que anhelas, y si te atreves a soñar con lo que tu corazón aspira.

No me interesa tu edad. Quiero saber si te arriesgarías a parecer un tonto por amor, por tus sueños, por la aventura de estar vivo.

No me interesa qué planetas están en cuadratura con tu Luna. Quiero saber si has llegado al centro de tu propia tristeza, si las traiciones de la vida te han abierto o si te has marchitado y cerrado por miedo a nuevos dolores…

Quiero saber si puedes vivir con el dolor, con el mío o el tuyo, sin tratar de disimularlo, de atenuarlo ni de remediarlo.

Quiero saber si puedes experimentar con plenitud la alegría, la mía o la tuya, si puedes bailar con frenesí y dejar que el éxtasis te penetre hasta la punta de los dedos de los pies y las manos sin que tu prudencia nos llame a ser cuidadosos, a ser realistas, a recordar las limitaciones propias de nuestra condición humana.

No me interesa saber si lo que me cuentas es cierto. Quiero saber si puedes decepcionar a otra persona para ser fiel a ti mismo; si podrías soportar la acusación de traición y no traicionar a tu propia alma…

Quiero saber si puedes ver la belleza, aun cuando no sea agradable, cada día, y si puedes hacer que tu propia vida surja de su presencia.

Quiero saber si puedes vivir con el fracaso, el tuyo y el mío, y de pie en la orilla del lago gritarle a la plateada forma de la luna llena: “¡Sí!”.

No me interesa saber dónde vives ni cuánto dinero tienes. Quiero saber si puedes levantarte después de una noche de aflicción y desesperanza, agotado y magullado hasta los huesos, y hacer lo que sea necesario para alimentar a tus hijos.

No me interesa saber a quién conoces ni cómo llegaste hasta aquí. Quiero saber si te quedarás en el centro del fuego conmigo y no lo rehuirás.

No me interesa saber ni dónde ni cómo ni con quién estudiaste. Quiero saber lo que te sostiene, desde el interior, cuando todo lo demás se derrumba.

Quiero saber si puedes estar solo contigo y si en verdad aprecias tu propia compañía en momentos de vacío…

Oriah Mountain Dreamer

 

Puede que el carismático lector necesite tomarse un tiempo para responder a tantos cuestionamientos, o que el artículo requiera de sí varias relecturas para que logre asimilar su contenido antes de confesar sus debilidades que, por ser humano, ciertamente las tendrá… ¡Reflexione!

(*) Libros y e-book disponibles en: Livraria Saraiva: http://www.saraiva.com.br; Livraria Siciliano: http://www.siciliano.com.br; www.clubedeautores.com.br/carlosdelfante; y en: Plataforma editorial Bubok: http://www.bubok.es/

Anuncios

Sugerencias Para los de Tercera Edad


Lo quiera usted o no, mi juvenil leyente, la edad avanza y que con ella surge lo convencionalmente llamado de fragilidades y flojedades del ser humano. Sin tener como remar contra esa dañina corriente existencial, los individuos, especialmente los veteranos, necesitan tomar algunas precauciones que muchas veces sus propios médicos no le indican; básicamente todos aquellos jóvenes de la tercera edad que pretenden e insisten en continuar disfrutando de momentos placenteros en la horizontal.

Obstinado que soy con estos expedientes delicados que afijen tremendamente la humanidad, y siempre celando para que el sol nazca comedidamente todos los días a pesar del aparente escepticismo con que procuro encarar fantasiosas opiniones muchas veces vanidosas; me detuve en una impresionante investigación de “mediunidad” llamada por algunos de cabalística, para relacionar algunas sugerencias que no pueden callar… O por lo menos para que alguno lo tengan en cuenta durante las noches.

1) Antes que nada, limpie muy bien sus anteojos y asegúrese de que su pareja ya se encuentra en la cama.

2) Deje la luz encendida, para evitar tropiezos cuando vaya al baño.

3) Apague la televisión y la radio para que pueda concentrarse en la difícil tarea.

4) No olvide desnudarse.

5) Verifique que su dentadura postiza tenga suficiente pegamento, no sea que se le salga durante la acción o se rompa al caer de la cama.

6) Programe el despertador para que suene como máximo dentro de 15 minutos; ésta es una elemental precaución por si se duerme…

7) Revise su teléfono y verifique que el número de la “emergencia” se encuentra dentro del sistema de marcación rápida.

8) Tenga a la mano la póliza de seguro de gastos médicos o su carnet de la obra social.

9) Anote el nombre de su pareja en la palma de la mano por si se le olvida.

10) Tome su “pastilla azul mágica”… Y si hace falta, mejor que sean dos.

11) Tenga algún analgésico a la mano, por si se le traba la columna o le da torticolis o un calambre.

12) Tómese un par de aspirinas antes de empezar, más bien para estar prevenido por eso de los infartos.

13) Tenga su testamento preparado, en caso de una lamentable emergencia.

14) Haga todo el ruido que se le antoje y no se preocupe por sus vecinos de su misma edad, pues ellos también están medio sordos y no creerán lo que usted está haciendo.

15) Si consigue terminar, llame a sus conocidos o envíeles un correo electrónico… ¡para presumir!

16) Brinde por el éxito alcanzado con champagne, y si no puede tomarlo, aunque sea festeje con té de manzanilla o agua.

17) No intente hacerlo por segunda vez… ¡Puede ser mortal!

Como última recomendación, imprima esta lista de recomendaciones en letra grande, para que no tenga problemas al leerlas. Luego, enmárquelas y colóquelas arriba de la cama… ¡¡¡SUERTE…!!!

(*) Por si está dispuesto, pase por http://guillermobasanez.blogspot.com.br/ “Infraganti!!! Imágenes sin retoque”. Allí lo aguardan algunas imágenes instantáneas del cotidiano. Además, mis libros están en www.clubedeautores.com.br/carlosdelfante

A Pocos se les dio por la Monogamia


Le diré que así como la muerte, la vida también tiene sus propios misterios, aunque muchos de los cuales la respuesta parece estar lejos de querer dar la cara. Entre tanto, contando con el empeño de prestidigitadores investigadores, parecería que algunas cuestiones ya comienzan a ganar la debida explicación. Pues resulta que a algunos científicos se les ha dado por alegar que la monogamia es “evolutivamente inviable”, conforme lo asentaron con letra grande en una pesquisa que fue divulgada recientemente. En todo caso, le aconsejo que antes de usted emita su volatinera protesta, parece mejor que entienda sus porqués.

El tema aquí, es que dos pesquisas que fueron publicadas recientemente, apuntan motivos que justificarían el origen de las relaciones monogámicas. Aunque aquí vale resaltar que a pesar de ellas trataren del mismo asunto, los estudios publicados en la “Proceedings of the National Academy of Sciences” y en la revista “Science” alegan causas diferentes para los que no exploran la pluralidad de compañeras del sexo opuesto… No porque les falte voluntad, obvio

Pero de acuerdo con dichos estudios, la monogamia no es causa “natural”, o sea, cuasi ninguna especie de género llega a practicarla, con excepción, claro, de las aves y, supuestamente, de las cucarachas. Así pues, la “monogamia social”, un arreglo en que dos criaturas de sangre caliente trabajan en conjunto para satisfacer sus necesidades básicas, es particularmente poco común entre los animales de buena sangre en sus venas. Es que apenas cerca de un 5% de más de 5 mil especies de mamíferos tienen solamente un compañero. Y eso suele suceder, porque eso de juntar los bártulos con apenas una hembra, disminuye las chances de producir crías y perpetuar las especies.

Pero aquí viene la pregunta del siglo, mi entusiasta lector. Si la poligamia es “naturalmente buena” (evolutivamente hablando y no para la salud del macho), ¿cómo es que los mamíferos acabaron siendo monogámicos?

Bueno, parece que uno de los motivos, de acuerdo con la observación que fue divulgada en la  “Proceedings of the National Academy of Sciences”, sugiere -al contrario de muchos que indican que ello ocurrió en el Arca de Noé-, que los machos comenzaron a elegir andar solamente con una hembra con la intención de garantir que sus crías no fuesen muertas por otros machos, garantizando así la continuación de su linaje genética. Como sea, el descubrimiento -al igual que Colón con su huevo- fue realizado con base en el análisis del comportamiento de 230 especies de primates a lo largo de varias generaciones.

Esto por sí ya explicaría todo, si no fuese el otro estudio, esta vez publicado en la revista “Science, que uso un tipo semejante de análisis, pero a través de una muestra mucho mayor, donde se incluyeron cerca de 2.500 mamíferos. Es que los autores, Dieter Lukas y Tim Clutton-Brock, de la “Universidad de Cambridge”, no encontraron ninguna correlación entre el infanticidio y la monogamia. Lo cómico del caso, es que sus resultados sugieren que la monogamia funciona como si fuese el “sistema inmobiliario”: tiene a ver con  localización y oferta.

Sí, porque según ellos, la monogamia surge donde hay menor cantidad de hembras. Así que, de acuerdo con Dieter y Tim, es más difícil para un macho apastar pretendientes de más de una hembra al mismo tiempo.

Sin embargo, no se entusiasme, mi amigo lector, pues en relación a la monogamia humana, todavía existen muchas dudas. Eso se debe, porque los científicos de la National Academy of Sciences acreditan que su teoría se aplicaría a los humanos, principalmente por cuenta de la mayor dependencia que los hijos tienen de los padres durante su desenvolvimiento. No en tanto, los científicos de Cambridge no se sienten muy a gusto en crear especulaciones hilarantes, ya que, según ellos, el ser humano es “un animal poco común” y por tanto es imposible ser tan categórico en este delicado asunto. Mismo así, su opinión es bastante controvertida: “Para ellos el ser humano está lejos de ser monogámico”.

Analizando lo aquí puntualizado, pienso luego en la falta de complacencia y en el estupro intelectual que siempre se practicó contra Orides Fontela, la poeta virgen, delirante e insípida que creó bellezas complicadas, y que finalmente después de escribir: “Misterios sin respuesta se aglomeran… Allá encima, el cielo, y aquí, bultos imperfectos…, se entregó de vez a los brazos de la muerte bajo las animadas victorias de la mediocridad… ¡Polémico asunto, mi amigo!

(*) Siguiendo la misma línea y estilo del presente Blog, surge ahora “Infraganti!!! Imágenes sin retoque”, conteniendo apenas instantáneas del cotidiano. Disfrútelo en: http://guillermobasanez.blogspot.com.br/ Conjuntamente, continúa a su disposición mis libros en el sitio: www.clubedeautores.com.br/carlosdelfante

A %d blogueros les gusta esto: