Los Alienígenas ya Están en Hollywood


Por lo que se dice y del modo como marchan las cosas últimamente aquí en la Tierra, lo más aconsejable sería la gente no ir más al cine, o por lo menos abstenerse de ver películas tales como “E.T. El extraterrestre”, “Encuentros cercanos de tercer tipo”, “Alien, el octavo pasajero”, “Independence day”, “Depredador” o “Men in black”, pues lo que muestran en ellas son puras mentiras que buscan engatusar al incauto cinéfilo y tomarle su rico dinero.

Inclusive voy más lejos y pienso que alguien tendría que retirar urgentemente la autorización de director y productor de películas embaucadoras de gentes como Steven Spielberg, Lowell Cunningham, Roland Emmerich, John McTiernan, Ridley Scott y otros tantos desequilibrados por el estilo. No pasan de unos embusteros de marca mayor que se dedican a pregonar el pavor que causan los extraterrestres y alienígenas en su visita a nuestro tranquilísimo orbe… ¿Ya no es suficiente con el pánico que nosotros mismos inventamos?

Digo más, de qué sirve ir ver películas por el estilo, si el principal motivo por el cual nunca tuvimos una confirmación evidente de la existencia de vida alienígena, es que tal información puede resultar muy deprimente para los terráqueos.

Puede que alguien piense que lo dicho son alucinaciones o desvaríos míos, pero en realidad mi raciocinio se basa en lo que dice un estudio reciente, ya que si es verdad que un día existió vida extraterrestre, ésta ya no existe más.

Por lo menos así lo afirma un grupo de investigadores de la “Australian National University”, -obviamente en Australia-, quienes sugieren que el ambiente de los planetas más próximos al nuestro es hostil demás para cualquier forma de vida poder durar mucho tiempo.

De acuerdo con las palabras Aditya Chopra, integrante del equipo de la citada universidad, como probablemente el Universo está lleno de planetas que pueden ser habitables, muchos científicos acreditaron hasta el presente que ellos deberían estar repletos de alienígenas. Con todo, como el inicio de la vida, que al igual que aquí es muy frágil, Chopra acredita que esos seres raramente evolucionan lo suficientemente rápido para sobrevivir…

Comentó además, que la mayoría de los ambientes planetarios conocidos es muy instable. Afirmando que para producir vida, un planeta necesita regular los gases del efecto estufa -no los ventrales-, el agua y el dióxido de carbono para lograr mantener las temperaturas estables en su superficie.

Relatar problema

Para refrendar tal afirmación, estos investigadores simularon en laboratorio como la vida podría haber evolucionado en Venus y Marte, basados en lo que sabemos sobre la Tierra. Entonces, la sabia conclusión a que llegaron, fue que la vida en la Tierra evolucionó tan rápidamente que logró estabilizar el ambiente del planeta… No el político, por supuesto.

Sin embargo, lo que aconteció por aquí, según ellos, fue un golpe de suerte, algo improbable de acontecer nuevamente en algún lugar del Universo.

Charles Lineweaver, otro integrante del equipo de estudiosos de la “Australian National University”, agregó que “aún no han encontrado extraterrestres por cuenta del rápido nivel de regulación biológica en las superficies planetarias”.

Pues bien, puede que por total falta de control emocional, o quizás trasbordando de envidia al punto de sus almas asemejarse a un imán de heladera, estos estudiosos pueden estar sufriendo un revés pseudo masoquista para evitar que el surrealismo Hollywoodiano continúe a galopar en la gloria de recetas millonarias… ¡Tanta intransigencia por un tan pequeñito Nada!

(*) Libros y e-book disponibles en: Livraria Saraiva: http://www.saraiva.com.br; Livraria Siciliano: http://www.siciliano.com.br; www.clubedeautores.com.br/carlosdelfante; y en: Plataforma editorial Bubok: www.bubok.es/

Los Misterios del Árbol de la Vida


Puede ser, por qué no. No es de dudar que si aún estuviese vivo, en vista de sucesos más recientes, al famoso director de cine David Selznick se le antojaría solicitar a la premiada Margaret Mitchell y Sidney Howard, para que ellos mudasen el viejo el guion para él poder dirigir una nueva versión de su famosa y premiada película, ahora bajo otro título: “Lo que el viento no se llevó”.

Explicado de otra manera, ocurre la incuestionable razón de que hay misterios que sólo son solucionados apenas por la mano de la suerte. Pero cuando ocurre, uno hasta se asusta al no reconocer en sí ningún sentimiento. Tal vez eso es lo que llaman “el destino”, saber lo que va a ocurrir, saber que no hay nada que pueda evitarlo, y quedarnos quietos, mirando, como puros observadores del espectáculo del mundo, al tiempo que imaginamos que ésta será también nuestra última mirada, porque con el mundo acabaremos nosotros.

Como mencioné, muchos de los misterios pasan largos años sin solución alguna. Que lo diga Cristo y uno que fue solucionado recientemente en Irlanda después de haber pasado casi mil años.

Pero ahí aparece otra vez la proverbial mano de Dios -y no la de Maradona-, ya que por cuenta del desplome de un árbol de 200 años, fue posible descubrir finalmente el esqueleto de un individuo cierto y no sabido que tuvo una muerte brutal hace casi un milenio. Elemental agregar que eso sólo aconteció por cuenta de una tempestad del cielo.

Con todo, luego después del derrumbamiento del bicentenario árbol, un equipo de especialistas que trata de esas cuestiones del huerto del Señor, fue llamado para el lugar a fin de analizar el descubrimiento que estaba aparente luego abajo de la raíz. Como el reputado árbol había caído por entero, todo de una vez, los arqueólogos, entonces, se sorprendieron con lo que allí vieron… Además de las lombrices y otros vermes, obvio.

“Cuando una trata con excavaciones y trabajos arqueológicos, por veces suelen ocurrir cosas extrañas, pero ésta es una situación bastante fuera de lo común. La parte superior del esqueleto acabó por ser levantada junto con la raíz, quedando prendida en el sistema radicular del árbol. Efectivamente, cuando el árbol cayó, partió el esqueleto en dos”, afirmó el arqueólogo Marion Dowd.

De acuerdo con estos expertos que tuvieron acceso a la osamenta, se trata de un hombre de 1,78m, tamaño y altura poco común para la época. Pero lo más importante para ellos, sin embargo, son los descubrimientos que ese esqueleto puede desencadenar de ahora en más. Los arqueólogos garanten que existe la posibilidad de que se descubra una villa antigua en ese mismo lugar.

Según ellos, el cuerpo milenario fue enterrado en el lugar donde más tarde crecería el árbol, dando a entender que allí puede haber un cementerio. Si la suposición es correcta, decenas de cuerpos con millares de años pueden ser encontrados en el lugar. Aconteciendo, ese descubrimiento sería importantísimo para entender algo más sobre las sociedades más arcaicas… Mismo que aún no comprendamos las actuales.

Y tratándose de descubrimientos, esto me despierta otro asunto. Sabiendo ahora que existe hielo en Marte, sólo falta la confirmación de la existencia de wiskis para que uno se pueda mudar a ese planeta, evitando así tener que recordar seguidamente todas estas ferreterías emocionales… ¡Forestal asunto!

(*) Libros y e-book disponibles en: Livraria Saraiva: http://www.saraiva.com.br; Livraria Siciliano: http://www.siciliano.com.br; www.clubedeautores.com.br/carlosdelfante; y en: Plataforma editorial Bubok: www.bubok.es/

De Piedra en Piedra Llegamos a Marte


Hace muy pocas semanas el pétreo monumento “Stonehenge”, bastante atractivo por sí y situado cerca de la ciudad de Amesbury, en el condado de Wiltshire, Inglaterra, a unos quince kilómetros al norte de Salisbury (para una mejor localización recomiendo que consulte su agente de viajes), tuvo un nuevo momento de gloria después de la descubierta de su primo hermano monolítico: el “Super-henge”.

A bien verdad, allí está, piedra sobre piedra, una de las primeras manifestaciones del ser humano con espíritu de esclavo; un lugar ceñido de historia y hasta de aspectos místicos por así decir. Se comenta que la finalidad que tuvo la construcción de este gran mausoleo es ignorada, pero se supone que se utilizaba como templo religioso, monumento funerario u observatorio astronómico que servía para predecir las estaciones. En el solsticio de verano, el Sol salía justo atravesando el eje de la construcción, lo que hace suponer que los afanosos constructores tenían conocimientos de astronomía. Estudios han mostrado que el mismo día, el Sol se ocultaba atravesando el eje del Woodhenge, donde ya se han encontrado multitud de huesos de animales y objetos que evidencian que se celebraban grandes fiestas, probablemente al anochecer… Que nada más era que para aprovechar la orgia madrugada adentro.

En todo caso es de pensar: ¿Y si ese monumento fuese “algo más”?

Esta pétrea duda surge ahora, porque en una de las tantas fotos que fueron tomadas por la Nasa del planeta Marte, abrió recientemente una discusión bastante profunda sobre el pedregoso monumento. En verdad, una serie de piedras organizadas prolijamente que fueron fotografiadas de cima en el “Planeta Rojo”, fueron suficientes para que muchos escatológicos afirmasen que se ha encontrado el “Stonehenge marciano”.

Sin embargo, la gran diferencia de las piedras del Reino Unido con las que aparecen en las fotos recientes que la Nasa ha divulgado de Marte, es la fecha en la cual ella fue obtenida. En todo caso, especialistas acreditan que se trata de una imagen antigua, obtenida aun en la década de 1970, cuando se desenvolvieron los primeros contactos con el planeta.

El propio Scott Waring, periodista del “UFO Sightings Daily” explica: “Acreditamos que descubrir esa imagen fue algo bastante relevante que lógicamente ira generar mucha discusión y gresca científica. Eso, porque el tal monumento está compuesto por dos círculos de piedras y un cuadrado en el centro, bien parecido con la disposición de Stonehenge”.

Ergo, durante los últimos meses, las imágenes de la Nasa han logrado con que muchos teóricos soltasen al viento -como si fuesen “pedos” hipotéticos- diversas afirmaciones sobre Marte. Las suposiciones van desde la presencia de espíritus a la presencia de vida en el planeta, y hasta acreditan mismo que una mujer fue ‘identificada’ en las imágenes. La agencia espacial, no en tanto, no ha divulgado opinión alguna sobre la presencia de esa ‘Stonehenge’… Mucho menos de la acólita mujer.

Esos mismos hipotéticos de siempre, acreditan que, sí confirmada la presencia de algo así en Marte, bien podría afirmarse que Stonehenge, además de un monumento, pueda ser una manera de demonstrar que vidas extraterrestres ya estuvieron de paso por aquí… No necesariamente por la madrugada.

Juzgo que estos tipos de pensamientos, sin la necesidad de acudir a inverosímiles teorías de tal calaña, sin embargo, sólo sirven para dar mucho paño a la elaboración de considerables teorías conspiratorias al mejor estilo de las desarrolladas por los “Illuminati”, ese grupo de gentes que antiguamente realizaban sus planos de infiltración en diferentes gobiernos, particularmente a partir de revoluciones, y en otras organizaciones internacionales y sociedades secretas, incluyendo la Masonería… ¡Quien dudar es chiflado!

(*) Libros y e-book disponibles en: Livraria Saraiva: http://www.saraiva.com.br; Livraria Siciliano: http://www.siciliano.com.br; www.clubedeautores.com.br/carlosdelfante; y en: Plataforma editorial Bubok: www.bubok.es/

A la Mar en Bote


-Buenos días, mi amigo… ¿Fue de compras?

-Buenos para usted también, doctor… Veo que hoy anda curioso, al punto de reparar en el paquete que cargo.

-¡Es verdad! Para eso tengo dos ojos, mi amigo. Y a causa del envoltorio que lleva, luego supuse que usted se entretuvo gastando dinero.

-Cómo no ir de compras con el calorcito que está haciendo fuera de época, si dicen que el año 2014 ha sido el más caliente de la historia en por lo menos 20 países, y las concentraciones de gases de efecto estufa nunca fueron tan altas desde que la medición comenzó a ser realizada. No me diga que usted no hace parte de los que se entretienen con liquidaciones oportunas para compra ropitas veraniegas, doctor.

-¡Definitivamente, no! Para su conocimiento, mi amigo, le aviso que la conclusión a que llegó un equipo ruso de científicos, es que en los próximos 35 años, todo el territorio de América Latina podrá terminar inundado por cuenta del aumento abrupto del nivel del mar…

-¿No me diga? Eso sería terrible, doctor. Cuente… Cuente…

-No sé si usted sabe, pero acabo de enterarme que el Vicedirector del Instituto de Pesquisa Científica del Ártico y de Antártida, Alexánder Danilov, ha mencionado que el problema será causado por la mudanza drástica de la temperatura del planeta.

-¿Qué quiere que le diga, doctor? No creo en esas previsiones meteorológicas. Esos tipos siempre se engañan, y uno termina saliendo a la calle lleno de ropa, ¡para nada!

-Pues, en este caso de nada le servirán esas prendas, ya que según lo afirma Danilov, los cálculos sugieren que la temperatura se estabilizará rápidamente, pero que el nivel de los océanos continuará creciendo por varios siglos.

-¿Y usted, qué recomienda? Qué compre paraguas, un piloto, galochas…

-Creo que ese tipo de cosas tampoco le servirán, mi amigo, a no ser para gastar dinero, puesto que dentro de sus previsiones, los principales territorios afectados serán América Latina, Europa, Canadá y Estados Unidos, donde un total de cerca de 150 millones de personas necesitarán ser dislocadas de su hábitat.

-Entonces, quiere decir que ni bufandita, ni sobretodo, blusas gruesas…

-Evidente, mi amigo. En este caso, lo más recomendable sería comprarse un bote, ya que de acuerdo con el estudio, hasta 2050 el nivel de los océanos puede subir cinco metros. Y a pesar de esa cifra no parecer mucho, se dice que tal aumento puede traer consecuencias de proporciones gigantescas.

-¡No sea pesimista, doctor! Cinco metros es el tamaño de cualquier ondita en día de invierno. O como esas que surfean en Hawái y Australia.

-¿Pesimista, yo? Usted que es un jocoso, mi amigo. Se lleva todo en chacota.

-Pues yo opino que usted no pasa de un alarmista. ¿No le alcanza con lo que dicen los noticiaros a la hora de los pronósticos del tiempo?

-Usted piense lo que quiera, mi amigo, pero yo me baso en hechos concretos y científicos, y doy oídos a lo que Natalia Riazánova, la responsable por el Laboratorio de Geoecología del Instituto Estadual de Relaciones Internacionales de Moscú, quien explicó que esos cinco metros de crecimiento de los océanos es un señal muy serio. En realidad, los grandes territorios bajos, donde vive la mayor parte de la población del planeta, estarán en zonas de inundación.

-Bueno, si es así como usted lo dice, doctor, juzgo que pronto surgirá una falange interesada en comprar los billetes solamente de ida que promueve la empresa holandesa “Mars One” para viajar a Marte dentro de once años, un proyecto que apoya el Nobel de Física de 1999, Gerard´t Hoofd.

-Qué ocurrencia la suya, mi amigo… En todo caso, ese es otro tema polémico. Mejor lo dejamos para otro día. Hoy la hora se nos pasó volando… Lo veo mañana.

(*) Libros y e-book disponibles en: Livraria Saraiva: http://www.saraiva.com.br; Livraria Siciliano: http://www.siciliano.com.br; www.clubedeautores.com.br/carlosdelfante; y en: Plataforma editorial Bubok: www.bubok.es/

A %d blogueros les gusta esto: