Los Alienígenas ya Están en Hollywood


Por lo que se dice y del modo como marchan las cosas últimamente aquí en la Tierra, lo más aconsejable sería la gente no ir más al cine, o por lo menos abstenerse de ver películas tales como “E.T. El extraterrestre”, “Encuentros cercanos de tercer tipo”, “Alien, el octavo pasajero”, “Independence day”, “Depredador” o “Men in black”, pues lo que muestran en ellas son puras mentiras que buscan engatusar al incauto cinéfilo y tomarle su rico dinero.

Inclusive voy más lejos y pienso que alguien tendría que retirar urgentemente la autorización de director y productor de películas embaucadoras de gentes como Steven Spielberg, Lowell Cunningham, Roland Emmerich, John McTiernan, Ridley Scott y otros tantos desequilibrados por el estilo. No pasan de unos embusteros de marca mayor que se dedican a pregonar el pavor que causan los extraterrestres y alienígenas en su visita a nuestro tranquilísimo orbe… ¿Ya no es suficiente con el pánico que nosotros mismos inventamos?

Digo más, de qué sirve ir ver películas por el estilo, si el principal motivo por el cual nunca tuvimos una confirmación evidente de la existencia de vida alienígena, es que tal información puede resultar muy deprimente para los terráqueos.

Puede que alguien piense que lo dicho son alucinaciones o desvaríos míos, pero en realidad mi raciocinio se basa en lo que dice un estudio reciente, ya que si es verdad que un día existió vida extraterrestre, ésta ya no existe más.

Por lo menos así lo afirma un grupo de investigadores de la “Australian National University”, -obviamente en Australia-, quienes sugieren que el ambiente de los planetas más próximos al nuestro es hostil demás para cualquier forma de vida poder durar mucho tiempo.

De acuerdo con las palabras Aditya Chopra, integrante del equipo de la citada universidad, como probablemente el Universo está lleno de planetas que pueden ser habitables, muchos científicos acreditaron hasta el presente que ellos deberían estar repletos de alienígenas. Con todo, como el inicio de la vida, que al igual que aquí es muy frágil, Chopra acredita que esos seres raramente evolucionan lo suficientemente rápido para sobrevivir…

Comentó además, que la mayoría de los ambientes planetarios conocidos es muy instable. Afirmando que para producir vida, un planeta necesita regular los gases del efecto estufa -no los ventrales-, el agua y el dióxido de carbono para lograr mantener las temperaturas estables en su superficie.

Relatar problema

Para refrendar tal afirmación, estos investigadores simularon en laboratorio como la vida podría haber evolucionado en Venus y Marte, basados en lo que sabemos sobre la Tierra. Entonces, la sabia conclusión a que llegaron, fue que la vida en la Tierra evolucionó tan rápidamente que logró estabilizar el ambiente del planeta… No el político, por supuesto.

Sin embargo, lo que aconteció por aquí, según ellos, fue un golpe de suerte, algo improbable de acontecer nuevamente en algún lugar del Universo.

Charles Lineweaver, otro integrante del equipo de estudiosos de la “Australian National University”, agregó que “aún no han encontrado extraterrestres por cuenta del rápido nivel de regulación biológica en las superficies planetarias”.

Pues bien, puede que por total falta de control emocional, o quizás trasbordando de envidia al punto de sus almas asemejarse a un imán de heladera, estos estudiosos pueden estar sufriendo un revés pseudo masoquista para evitar que el surrealismo Hollywoodiano continúe a galopar en la gloria de recetas millonarias… ¡Tanta intransigencia por un tan pequeñito Nada!

(*) Libros y e-book disponibles en: Livraria Saraiva: http://www.saraiva.com.br; Livraria Siciliano: http://www.siciliano.com.br; www.clubedeautores.com.br/carlosdelfante; y en: Plataforma editorial Bubok: www.bubok.es/

Anuncios

Tranquilo que el Techo no Cae


-¡Buenos días, mi amigo!… ¿Cómo anda hoy?

-¿Yo?, bien. Con las piernas, como siempre. Ahora, cuanto a usted, doctor, demuestra un aspecto de satisfacción y alegría en el semblante… ¿Por acaso hoy es su cumpleaños?

-No sea belinún, mi amigo. Estoy contento porque se me antoja, nada más.

-Bien me parecía, aunque no vislumbre a que se debe toda esa agresividad verbal y ese júbilo aparente de su parte… ¿Ganó a la lotería, por acaso?

-Si insiste tanto en saber, estoy feliz porque el mundo ya puede respirar aliviado…

-¿No me diga que encontraron una solución para el “efecto estufa”?

-Usted siempre soñando, ¿no?… Lo digo por la manera que hace las preguntas.

-Como quiere que sonsaque las cosas, doctor, si usted sólo habla por metáforas.

-No son metáforas ni parábolas, mi amigo. Para que se tranquilice, sepa que el asteroide gigante ya no se chocará con a Tierra y destruirá gran parte de las Américas.

-¡A la pucha!, no sabía que estábamos en peligro… ¿Cuándo acontecerá?

-No digo que nunca, pero por ahora eso ya está descartado. La Nasa se ha explicado después que una serie de boatos al respecto fueron divulgados por internet.

-Usted bien sabe que yo no tengo acceso a internet, doctor, por tanto, no sé lo que se pasa… ¿Podría contármelo?

-Mire que anda atrasado con la tecnología, mi amigo. Si entrase en internet, sabría que Blogs y sitios de noticia andaban informando que un gran asteroide atingiría la Tierra entre mediados y el fin de mes de setiembre cerca de Puerto Rico, lo que provocaría una gran destrucción en toda la región.

-Yo no tengo internet, doctor, porque lo tengo a usted, que siempre viene con esos chismes puntuales. En todo caso, nos quedan pocos días de vida…

-Cómo usted es lento de entendimiento, mi amigo. Ya le dije que esos comadreos han sido descartados, ya que esa teoría no tiene ningún embasamiento, según lo ha informado el “Laboratorio de Propulsión a Jato de la Nasa” en un comunicado emitido esta semana, con la intención acabar de vez con estas previsiones catastróficas.

-Nunca se sabe… Eso es igual que la previsión del tiempo.

-Sepa que no, pues conforme lo ha declarado el gerente del proyecto de “Objetos Próximos de la Tierra” del referido laboratorio, Paul Chodas, “no hay ninguna base científica, ninguna evidencia de que un asteroide u otro objeto celeste irá atingir la Tierra por estas fechas”.

-Por esas no, pero en otras próximas quizás sí. ¡Quien duda es un ingenuo!

-¡No sea infantil, hombre! Cómo usted puede ser tan cándido y desconfiado, si el personal del laboratorio ha explicado que todos los asteroides peligrosos conocidos tienen menos de 0,01% de chance de impactar la Tierra en los próximos 100 años.

-¡Ah! Quiere decir que chances hay… ¿Vio? ¿Vio?

-¡Mama mía! Dele con sus recelos. Eso no ocurrirá, pues de acorde con la declaración de Chodas, “si existiese algún objeto grande lo suficiente para hacer ese tipo de destrucción en setiembre, ellos ya lo tendrían detectado y visto alguna cosa”.

-Yo soy como Santo Tomé… ¡Hay que ver para creer!

-No repita imbecilidades, hombre. Sin duda Chodas tiene razón, cuando informó que los “teóricos del juicio final”, como usted, ya han realizados previsiones semejantes en el pasado, incluyendo la alegación del calendario maya en 2012, que no eran apoyadas por la ciencia y se mostraron falsas. Por tanto, una vez más, no existe ninguna evidencia de que un asteroide o cualquier otro objeto sideral esté en una trayectoria que impactará la Terra.

-Sabe, doctor… Usted ya me tiene arto con sus pretextos. Me voy antes que se nos caiga el techo… Chau, fui.

(*) Libros y e-book disponibles en: Livraria Saraiva: http://www.saraiva.com.br; Livraria Siciliano: http://www.siciliano.com.br; www.clubedeautores.com.br/carlosdelfante; y en: Plataforma editorial Bubok: www.bubok.es/

A %d blogueros les gusta esto: