Por Veces se Pierde la Cabeza


No hay que llegar al desespero, porque el fenómeno de los objetos que aparecen y desaparecen corresponde a una situación que se repite a diario con cualquiera y en todos los hogares del mundo. El accidente del objeto que desaparece y en ocasiones vuelve a aparecer, es un milagro que atiende a varios nombres: “El Efecto Dopler (DOP), o también conocido como “Jotts”.

Por cierto, lo más seguro es que esto ya le haya ocurrido al olvidadizo leyente en alguna ocasión. Por lo que surge la clásica pregunta: ¿Cuál puede ser la causa?

En general, en este tipo de desapariciones siempre hay implicado un objeto que la persona siempre deja en el mismo lugar. Cuando este objeto va a ser utilizado, ya no está, sencillamente ha desaparecido. La persona lo busca, incluso a veces involucra a otras personas en esta búsqueda, pero no se encuentra nada. Al poco tiempo, o al día siguiente, mágicamente el objeto reaparece en el lugar donde siempre lo dejaba o en un lugar visible. La mayoría de las ocasiones no hacemos caso al hecho o simplemente pensamos que es un descuido por nuestra parte, porque todos los casos no tienen una explicación tan sencilla como parece.

Por veces, si tal hecho no necesariamente ocurre en la casa u oficina, debido a ese descuido pasajero u olvido cualquiera de parte del humano -no necesariamente cabeza de viento-, éste se obliga a recurrir de inmediato al auxilio de la sección de hallados y perdidos, una división gubernamental comúnmente llamada muy pomposamente de “objetos o documentos perdidos custodiados por la Oficina de Objetos perdidos” para dar con lo que se ha extraviado en algún lugar. Puede ser paraguas, bolsa, paquete, sobretodo, portafolio y, porque no, equipaje, maletín o mochila… Niños o adultos no son aceptos, aunque es más que sabido que muchos de estos últimos pierden la cabeza por nada… Menos aún novios/as o maridos.

Con todo, estamos al tanto que siempre ha existido una excepción a la regla, y por eso ahora se da el caso de un reciente hallado que está intrigado a investigadores en la Rusia de las eternas estepas y alba nieve.

Me refiero a dos cráneos de criaturas desconocidas que fueron encontrados dentro de una maleta que en su exterior contiene un símbolo de una “sociedad secreta” dentro del nazismo. Lo más asustador, es que aparentemente el material no corresponde a ninguna criatura identificada por la ciencia… Y ya se sabe que de don Putin no es, porque está vivo y preocupado con el escándalo de “Panamá Pappers”.

Mismo así y de vuelta a lo principal, ya que de dos pérdidas y dos hallazgos se trata, de acuerdo con los periódicos rusos, la maleta con el símbolo de “Ahnenerbe” que guardaba los cráneos está conservada y en perfecto estado… Menos los cráneos, vacíos de ideas, ya que sus dueños están muertos.

Se sabe que la tal maleta fue encontrada en las montañas de Adiguésia, al lado de construcciones megalíticas de la región, hasta donde los miembros de la “Ahnenerbe” se dislocaron en 1941 para investigar los antiguos dólmenes (especies de túmulos), en los cuales, dicen, estarían enterrados restos de una raza desconocida.

Para quien no está por dentro del tema, la República de Adiguésia es uno de los centros de cultura megalítica más importantes del mundo, la cual fue desarrollada entre los siglos IV e I a.C.. Con todo, también conocidos como “túmulos del portal”, los dólmenes del Cáucaso se extienden a lo largo del litoral del Mar Negro, en la región de Krasnodar y de Adiguésia.

Mi amigo, no fuese por esta acreditable clarividencia interior que poseo desde niño, no habría como mantener el alienante optimismo surreal que me rodea, a no ser, claro, conciliando universos con el mismo negror pesimista de un Artaud, aunque la blancura del Cáucaso por momentos me ciegue… ¿Quedó claro?

(*) Libros y e-book disponibles en: Livraria Saraiva: http://www.saraiva.com.br; Livraria Siciliano: http://www.siciliano.com.br; www.clubedeautores.com.br/carlosdelfante; y en: Plataforma editorial Bubok: www.bubok.es/

Anuncios

Disque 555 Para Amar o Matar


¿Ya reparó que el número de teléfono de todo personaje en los filmes comienza igual? ¿Será que se trata de una coincidencia? Sin duda una de las cosas extrañas al hacer un filme, es que uno puede crear mundos enteros dentro de un computador, dar vida a dragones y gigantes, no obstante nunca se podrá mostrar a alguien digitando un número de teléfono real en la pantalla grande.

Claro que uno hasta puede, si es que no se importa con los procesos judiciales que serán movidos por las personas irritadas al recibir tantas llamadas de los espectadores para todo acabar en un tribunal. Mismo que el número de su héroe favorito aun no exista, es preciso garantir que nadie lo usará de aquí a 20 años. Por eso que existe el código “555”.

Desde los años 50, cuando alguien realiza una llamada en un filme, el número comienza con 555. Eso se debe al hecho de que ese código es reservado exclusivamente para su uso en obras de ficción. El “555” fue introducido como forma de evitar cualquier combinación de números comunes a los estados americanos. Esa fue la manera más fácil de lidiar con la posibilidad de un número real aparecer en la tela grande, evitando así problemas jurídicos.

Hoy, apenas los números de 555-0100 hasta 555-0199 están reservados para uso ficticio, no obstante algunos hayan ganado notoriedad por su uso repetido. El “555-2368” se tornó popular después de ser usado en “Los Caza Fantasmas”, “Club de Lucha”, “Amnesia” y en el programa de TV “Rockford Files”.

Cuando uno empieza a prestar atención en los números de teléfono, no consigue parar de verlos. En filmes como “La Venganza” y “Duro de Matar”, digitar el número cierto impidió la detonación de una bomba. En “Chicas Malvadas”, el número aparece en una tarjeta de visitas. El número de teléfono de Dominic Torretto en “Veloces e Furiosos” es 323-555-6439. En “De Vuelta para el Futuro”, el teléfono de la abuela de Jennifer en 1985 aparece en la pantalla como “KLondike 5-4385”.

¿Aún piensa que no tiene nada a ver usar números exclusivos para la ficción? Pues los guionistas de “El Todo Poderoso” también concuerdan. Todo indica que discar un número que aparece en el filme pode llevarnos a hablar con una persona llamada Bruce en Carolina del Norte, nada menos que un pastor. Sin embargo para el lanzamiento del filme, el número de Bruce necesitó ser trocado por una versión 555 en el doblaje, lo que probablemente costó una fortuna.

Los responsables por los efectos especiales en el filme de David O. Russell, “El Luchador”, tuvieron un desafío único cuando el director pidió para ellos recriar una cierta servilleta. Eso ocurrió porque el personaje de Amy Adams escribió su número de teléfono en una servilleta real, pero como era un número verdadero, éste no podría ser usado. En lugar de substituirlo digitalmente por un número 555 (el director no quería mostrar un número obviamente falso), el personal de efectos especiales creó un número diferente en la servilleta y lo oscureció. Un gran esfuerzo que casi nadie notó.

La existencia de números 555 en el ramo del entretenimiento es muy conocida hoy día, lo suficiente para ser falsificada en los propios filmes que los usan. En una escena de “El Último Grande Héroe”, hicieron una jugarreta con la cuestión (“Apuesto que todo el mundo tiene un número 555. Sólo puede haber 9999 números que comienzan con 555. ¿Sabe cuántas personas viven en Los Ángeles? ¡Ocho o nueve millones!”). En el filme “The Hebrew Hammer”, un personaje tiene el número de teléfono 555-55-555-55555; en cuanto que en “Scott Pilgrim Contra el Mundo”, el personaje Lucas disca 555 con el caño de su arma. El jefe de policía Wiggum en “Los Simpsons” rastrea el número de un secuestrador. Cuando lee el número en voz alta (“555…, afff, está claro que es falso!”), antes de tirarlo al fuego.

Tal problema ya se extendió para direcciones de “IP”. Los cineastas no pueden exhibir “IPs” que ya existan, y están forzados a crear números falsos. Ciertamente es sólo una cuestión de tiempo antes que comencemos a ver algo parecido en Twitter y Facebook… ¡Aguardemos!

(*) Libros y e-book disponibles en: Livraria Saraiva: http://www.saraiva.com.br; Livraria Siciliano: http://www.siciliano.com.br; www.clubedeautores.com.br/carlosdelfante; y en: Plataforma editorial Bubok: www.bubok.es/

Dele Antes que Venga ¡Nibiru!


Por las dudas renuevo la confidencia de que una “teoría conspirativa” puede ser fácilmente definida como la tentativa de explicar un acontecimiento o una cadena de acontecimientos, sucedidos o todavía por suceder -principalmente como el que puede ocurrir dentro de poco con el desgobierno brasileño-, ya sean éstos percibidos o reales, pero comúnmente todas ellas de importancia política, social, económica o histórica, por medio de la existencia de un grupo secreto muy poderoso, extenso, de larga duración y, generalmente, malintencionado.

La hipótesis general de las teorías conspirativas es que sucesos importantes en la Historia han sido controlados por manipuladores que organizan los acontecimientos desde “detrás de escena” y con motivos nefastos. Por tanto, el hecho de que una aseveración conspirativa particular pueda tildarse de teoría conspirativa de forma imparcial o neutral genera controversia.

Por ejemplo, algunos de esos “teóricos de la conspiración” alegan que un planeta se chocará con la Tierra el 28 de setiembre de este año… En un par de meses, nomás.

Fuera del ruido que esto pueda ocasionar, tal afirmación fue comunicada por el sitio israelí “Breaking Israel News” con la información de que el planeta “Nibiru” (o Planeta X) destruirá la vida existente aquí en la Tierra para siempre.

Claro que la novedad suena repetitiva a los oídos de todos, ya que el año pasado fue anunciada la misma historia de que ese mismo planeta iría colidir con el nuestro, y, como se vio, nada aconteció… Por lo menos aquí en casa nada sucedió.

En vista de la ocurrencia, nuevamente la “NASA” tuvo que salir a público para desacreditar totalmente la historia de que tal colisión ocurrirá.

Como se ve, los días pasan, pasan los años, y ese cotorreo es de nunca acabar: siempre aparece alguien hallando que la Tierra acabará. Con todo, ahora es diferente porque el “inculpado” ya tiene nombre y apellido y sobre él recae la culpa. Y lo que se aprecia, es que en internet circula desde la última semana el rumor de que “Nibiru” causará el fin de la Tierra… Mismo que él no traiga un plumero.

Según los pronosticadores de plantón, tal hecho acontecerá, claro, este año, conforme alegación comunicada en el citado sitio israelí que pronto se desparramó por el mundo todo. Conforme lo afirman estos profetas videntes, Nibiru vendrá en forma de cometa y colidirá con la Tierra con grande impacto capaz de causar su destrucción total. Mismo así no habría porqué preocuparse, pues a pesar de los rumores haber circulado con una velocidad impresionante en internet, todo indica que ellos son falsos. Inclusive, como mencioné, la propia Nasa ya se pronunció sobre el caso.

“Hoy día no hay ningún tipo de base factual que nos haga acreditar que ese tipo de acción acontecerá este año o en cualquier espacio de tiempo menor”, afirmó la agencia espacial de los Estados Unidos.

Basta recordar que en 2015 no fueron pocos los rumores que daban cuenta del final de nuestro planeta. Todos ellos, desde los más variados e imaginativos tipos, estaban, no es preciso decirlo, completamente errados.

Creo que es hora de no discutir más ciertas cosas que no deberían ser motivo de controversias y desastres que nos hacen gastar el tiempo y las energías que deberíamos conservar para mejores y nuevos temas. Por ejemplo, la sexualidad y sus ejercicios coadyuvantes es uno de ellos, pues para qué perder tiempo en otros asuntos si para setiembre falta poco… ¡Magnífico!

(*) Libros y e-book disponibles en: Livraria Saraiva: http://www.saraiva.com.br; Livraria Siciliano: http://www.siciliano.com.br; www.clubedeautores.com.br/carlosdelfante; y en: Plataforma editorial Bubok: www.bubok.es/

Es Bueno que se Pongan de Acuerdo


Si queremos saber dónde comenzó a tenerse en consideración el alcohol como bebida espirituosa, entonces no es necesario ir hasta el boliche de la esquina y sí remontarnos a las primeras civilizaciones. Ya los griegos rendían culto a Dioniso y ofrecían bebidas alcohólicas a los dioses -porque en ese entonces la botella salía muy barata-, aunque fueron los romanos quienes contribuyeron a la difusión de la vid y su tratamiento.

Frecuentes son las referencias bíblicas al vino, y los árabes han sido considerados descubridores del proceso de destilación del etanol, principal componente de las bebidas alcohólicas. Pronto su consumo comenzó a asociarse con salud y el bienestar durante la Edad Media, y de ahí que éstas fuesen denominadas “aqua vitae”.

Por eso que muchos beberrones, como mi vecino, por ejemplo, se apegan exacerbados a la idea de que un cáliz “ocasional” de vino o lo que sea les ayudará a vivir más tiempo, un tipo de creencia que la propia Ciencia ha venido apoyando por muchos años… Y con razón.

Sin embargo, da la impresión que un nuevo estudio sugiere que esa evidencia científica ha sido seriamente abalada.

Un nuevo estudio acabó evaluando otros 87 estudios anteriores que demostraban los beneficios de beber con moderación -lo que no debe pasar de una botella por día- y descubrió que muchos de ellos eran artificiales, conteniendo una formulación que sugería beneficios donde, probablemente, no había ninguno… A no ser la felicidad momentánea y pasajera de quien bebe.

Pues bien, el problema radica en que muchos de esos estudios comparaban los bebedores moderados con los “abstemios”, un grupo que incluía personas enfermas demás para beber, o que habían dejado de beber porque bebían demás.

Conforme explicó Tim Stockwell, del “Centro de Pesquisas sobre Vicios” de la “Universidad de Vitoria”, en British Columbia, Canadá: “La cuestión fundamental es como los estudios definieron los abstemios”… “¿La cuestión principal es: Con quién los bebedores moderados están siendo comparados?”, llegó a cuestionar el sobrio Stockwell.

El caso es que, cuando su equipo corrigió los criterios “subjetivos” aplicados a los abstemios, bien como ciertos problemas con la formulación del estudio, los bebedores moderados dejaron de presentar ventajas en relación a la longevidad… Pero no a la alegría, que también no dura mucho.

Al mismo tiempo, apenas 13 de los 87 estudios anteriores evitaron comparaciones subjetivas con el grupo abstemio, y ellos no revelaron ningún beneficio para la salud… Sólo para el bolsillo de los dueños de las vinícolas y destilerías.

Stockwell dice además, que el estudio demuestra que los bebedores “ocasionales” viven más, refiriéndose a las personas que beben menos de una dosis de bebida por semana… Lo que poco importa, ya que este tipo de consumidor se está perdiendo una de las mejores partes de la vida. La otra ya se sabe y no es necesario comentarla.

“Hay una idea general circulando por ahí, de que el alcohol es bueno para las personas, porque eso es justamente lo que oímos todo el tiempo”… “Por tanto, hay muchas razones para ser séptico a ese respecto”, afirmó Stockwell.

Sin embargo, el alcohol se ha convertido en una bebida que goza de alto estatus social, pero que pronto puede convertirse en una droga dura, causando una tremenda adicción entre sus “víctimas”. Es entonces cuando la vida de una persona se trastoca por completo y se vuelve del revés. Si tal hecho ocurrir, no hay duda que es necesario encontrarle la salida al oscuro túnel, aunque el camino a través de él se haga lento y pesado… Al final, como al final de todo túnel, se encuentra la luz… ¡Salvo que alguien se la apague antes!

(*) Libros y e-book disponibles en: Livraria Saraiva: http://www.saraiva.com.br; Livraria Siciliano: http://www.siciliano.com.br; www.clubedeautores.com.br/carlosdelfante; y en: Plataforma editorial Bubok: www.bubok.es/

Confira minha obra publicada no Clube de Autores em


Origen: Confira minha obra publicada no Clube de Autores em

Cuando la Prisa Conduce al Error


¿Quién por acaso ya no se ha guiado por el “Google Maps” y acabó por no llegar exactamente dónde quería? Pues sepa el perdido lector que eso no resulta algo poco común, a pesar de también pasar lejos de ser la regla primordial del servicio de mapas del “Dios Google”. En realidad, es que en algunos casos, un error de la plataforma puede significar la destrucción, en el sentido literal, para ciertas personas.

A bien verdad, al final del año pasado, algunos tornados causaron daños bastante complejos en la estructura de varias residencias en diversas ciudades de Texas. Por causa de tan violento fenómeno, algunas empresas de demolición fueron contratadas para que casas afectadas pudiesen ser derrumbadas como medida preventiva de evitar que familias corriesen riesgos por tener que morar en locales que podrían desmoronarse a cualquier momento. Claro que hasta aquí, nada más allá de lo que se espera que ocurra en casos así, salvo que el problema radica en que una de esas empresas cometió un error muy grave.

Ese fue justamente el caso de una familia de la ciudad de Rowlett, estado de Texas, Estados Unidos, que tuvo su amada casa destruida luego que un equipo de demolición haber usado el “Maps” para llegar al destino de un trabajo encomendado. En verdad, los demoledores buscaban la calle Dr. Cousteau, 7.601, que queda más o menos a una cuadra de distancia del número 7.601 de la calle Dr. Calypso. Pero como las dos calles se cruzan en una esquina, ellas aparecen en el “Maps” como siendo el mismo lugar, de ahí el motivo de toda la confusión.

Sólo a título de comparación, en los servicios rivales del “Google Maps”, como “Here Maps” y “Bing Maps”, el error no parece repetirse y las dos direcciones no son listadas como una sola. De acuerdo con el reportaje del “KERA News”, Lindsey Diaz, la dueña del inmueble destruido por engaño, había solicitado junto a la administración municipal un permiso para reformar y reconstruir parte de su casa que había sido atingida recientemente por un tornado. Para su sorpresa, ella recibió una llamada de un vecino -chismosos hay en todo pueblo- informándole que su inmueble estaba siendo destruido. Todo, porque el “Google Maps” muestra las dos direcciones como siendo un mismo lugar.

Conforme consta en la misma publicación periodística, un funcionario de la “Billy L. Nabors Demolitions”, la empresa responsable por la demolición del lugar, habría mostrado a la propietaria del inmueble una captura de tela del “Google Maps” en la cual es posible verificar que un error del servicio de mapas muestra las dos direcciones como siendo la misma. Sin embargo, hasta el momento de publicar el reportaje, nadie de la compañía siquiera pidió disculpas a la Sra. Díaz.

A pesar de normalmente funcionar de forma correcta, estar siempre actualizado y abastecido de informaciones que son generadas por los propios usuarios, el “Google Maps” aún no es una herramienta cibernética a prueba de errores. Este caso sirve para alertar que, al menos en casos extremos, como cuando uno trabaja en una empresa de demolición, buscar otros medios de encontrar el local exacto de una dirección suele ser lo más indicado.

Presumo que estas actitudes, tal como lo son todas las características de las flaquezas humanas, toman una notoriedad e importancia capital en las clases gobernantes y en los círculos de poder, sin ellos tener necesidad de recurrir a cualquier plataforma cibernética, donde el error propio ahí sí toma dimensiones de catástrofe nacional… ¡Impresionante!

(*) Libros y e-book disponibles en: Livraria Saraiva: http://www.saraiva.com.br; Livraria Siciliano: http://www.siciliano.com.br; www.clubedeautores.com.br/carlosdelfante; y en: Plataforma editorial Bubok: www.bubok.es/

Cómo Aprender a Dibujar con Esmero


Anticipo que dé inicio necesité tomarme un antiácido para poder digerir mejor el contenido de tan teologal noticia. Pero creo no haber sido el único, ya que nadie esperaba tan impactante acontecimiento, ni mismo los aplicados alumno del “Centro Goldsmith”, una vieja institución inglesa especializada en la enseñanza de importantes cátedras como humanidades, artes y ciencias sociales; entidad de instrucción que llevó recientemente a la “Universidad de Londres” nada menos que dos actrices de la farándula del porno a la máxima potencialidad para que sirvieran de modelos vivos durante las aulas de dibujo… Que de inmediato se transformaron en animados.

Tampoco quiero que el malpensado leyente piense que tan delicado asunto quedó por ahí, perdido entre miradas bobaliconas y otras gestiones manuales de los alumnos. En realidad, las actrices fueron orientadas a practicar sexo delante de los alumnos de una disciplina que retrata modelos vivos y en movimiento… Lo que es de suponer que resultó súper difícil por causa del sicalíptico subibaja.

De acuerdo con lo mencionado en las páginas del periódico inglés “Daily Star”, entusiasmadísimos por la recepción y acogida -pero sin la “A”- de la idea, otras prostitutas y strippers también deberán ser contratados en breve para la misma función… Que es una manera de poder agradar a todos los géneros y en especial los decaídos profesores.

A pesar del escolástico hecho de las actrices -que actuaron como si el papel del personaje fuese de verdad-, éstas necesitaron mantener relaciones frente a los boquiabiertos alumnos, y se salieron tan bien, que la dirección de la institución -compuesta en su mayoría por longevos carcamanes- espera justamente que los estudiantes -dejen de masturbarse- no vean las actrices de forma sexualizada: la idea es desconstruír el viejo estigma que está por tras de esas mujeres y retratar solamente la desnudez artística.

“La idea de que alguien desnudo implique placer para las personas, es un concepto que debe ser desconstruído. No apenas para profesionales del sexo, sino más bien para todas las personas”, dijo la estudiante Lauren Zoe, alumna del último año del curso de artes… Lo que me hace pensar que de ser así, por motivos obvios yo nunca sería admitido en esa Institución… No sé dibujar.

Evidente que la idea de la universidad ya causa polémica en diferentes núcleos de la sociedad, pues muchos se cuestionan si resultará posible que los alumnos y alumnas logren prestar atención a las aulas y no a otras cosas, y acabar así con los estigmas en torno del cuerpo humano… O darán rienda suelta a sus esqueletos.

Qué quiere que yo le diga, si la vida de los otros es tan clara, tan simple y tan definida que me resulta imposible entender los motivos de estas y otras desgracias y catástrofes que se suceden imprevistamente y en cataratas frenéticas en existencias aparentemente felices… ¡Que lo diga Walt Disney!

(*) Libros y e-book disponibles en: Livraria Saraiva: http://www.saraiva.com.br; Livraria Siciliano: http://www.siciliano.com.br; www.clubedeautores.com.br/carlosdelfante; y en: Plataforma editorial Bubok: www.bubok.es/

Anteriores Entradas antiguas

A %d blogueros les gusta esto: